“La suerte de Macri hoy pasa por la economía”

En el marco del ciclo de desayunos de la Fundación Libertad y Progreso en el Hotel Feirs Park, Vicente Massot habló sobre “Perspectivas Políticas y Económicas”, y señaló que “hoy todo pasa por la economía, y en este sentido los tres indicadores que determinan la suerte de Macri el año que viene y en 2019 son la inflación, el índice de empleo y la actividad económica”.

Para Massot, con la inflación Macri ya ganó una batalla importante. Según el experto, la cuestión ahora es si va a crecer la economía en 2017 y como va a haber menos desempleo.

Massot

Massot también destacó a la corrupción como una de las preocupaciones tope de los argentinos. “El tema de la corrupción está en boca de todos debido al saqueo perpetrado por esa asociación ilícita que es el kirchnerismo. Fueron tan groseros, tan insolentes, que su corrupción la vieron todos. En medio del ajuste, el espectáculo de los Lopez, De Vido, Maximo, es el principal aporte que puede tener Macri. Eso y que Cristina Kirchner siga gozando de perfecta salud y esté libre”, explicó.

“Este nivel de corrupción requiere de un correlato, la sociedad va a demandar que haya presos. Macri tiene que tener un interlocutor confiable e intachable ante los jueces y la Corte, y ese no debe ser Daniel Angelici”, acotó Massot.

Herencia y tarifas

Massot señaló como una de las desventajas del Gobierno la herencia recibida. “Macri recibió una bomba de tiempo. Si la herencia hubiera estallado antes, a Macri le hubiera resultado mas fácil explicar a la gente lo que debía hacerse y obrar. Pero el kirchnerismo logró evitar pagar los costos de la herencia terrible que dejó. Macri llegó con el tsunami en el horizonte, tomó medidas para evitarlo, siendo la primera vez que el ajuste lo hacer el Estado y no el mercado como en los casos anteriores. Macri tiene una herencia envenadada, y la tiene que asumir el”, destacó.

“Por otro lado, no entiendo en algunos casos cómo no se prepararon mejor a la luz de lo que estamos viendo. Cualquiera sabia la dimensión de la crisis que se estaba incubando. Sabíamos que había robo, corrupción, distorsion de precios relativos. A la luz de lo que pasó, me llama mucho la atención por ejemplo el desmanejo de las tarifas, que parece haber sido ‘hecho a poncho’, sin demasiado análisis o simulación de situaciones previos”, dijo.

Además, para Massot, es difícil realizar un ajuste de por sí y más coordinando 22 ministerios. “Si uno tiene que hacer un ajuste no hace 22 ministerios, y si lo hace pone un ministro coordinador. Hoy no hay un ministro que funcione como coordinador, al menos el Jefe de Gabinete no lo hace. Sabe de comunicación pero no coordina ni parece manejar la economía. Tenemos 9 ministros de economia, y acá estamos. Ojalá salga bien. No digo que un súper ministro sea mejor, pero para que 9 ministros de economía funcionen se requiere de una especie de Richelieu coordinado y hoy no lo tenemos”, aseguró.

Las ventajas de Macri

Luego, analizó las ventajas con las que cuenta el Gobierno si sabe negociar adecuadamente con la oposición. “Macri todavía tiene a favor las expectativas. Cae su imagen, pero la ventaja que tiene es que la gente cree que el 2017 va a ser mejor”, dijo.

La segunda ventaja, a la luz del análisis de Massot, es la actual disolución del peronismo, al que le puede tomar mucho tiempo rearmarse. “Esto se debe a una razón elemental, el peronismo es una mala oposición, no está acostumbrado a serlo. La disolución del PJ es fruto de la derrota y además no hay un nuevo jefe que le de estímulo a la unidad. Massa creo que esta destinado a ser el jefe, pero todavía esta afuera de la estructura”, señaló.

Para el experto la gran prueba para el Gobierno y el peronismo será la provincia de Buenos Aires, que es la gran batalla en 2017. “Y ahí Macri tiene una gran ventaja, es muy difícil por ahora pensar a Massa unido con el PJ y el kirchnerismo”, acotó.

2017-03-13T19:42:50+00:00

Leave A Comment